¿Que es y cómo prevenir el sarro dental?

¿Te lavas los dientes y sigues viendo suciedad sobre los mismos? Eso es el sarro. El sarro está provocado por una bacteria de nuestra boca. Se crea una placa que se sujeta al diente cuando la boca la vamos dejando y no la cepillamos adecuadamente entre otras cosas. Aún así, casi todo el mundo acumula sarro en los dientes a lo largo de su vida. Por eso mismo debemos de acudir al dentista como mínimo una vez al año para una revisión e incluso, si es necesario, una limpieza bucal con ultrasonidos.

Estéticamente el sarro nunca queda bien. Pero además de afectar a la estética de nuestra sonrisa, podemos también tener problemas de inflamación de las encías, mal olor bucal o halitosis y complicaciones generales en toda nuestra boca.

Aquí te dejamos 3 causas claras que crean el sarro:

1.- La higiene bucal, como ya hemos dicho anteriormente, debe de realizarse siempre después de cada comida y como mínimo 2 veces al día. Y siempre antes de ir a dormir. De esta manera mantendremos a raya a la placa bacteriana.

2.- Consumir alimentos ácidos en exceso generalmente conlleva acumular más sarro. Procura no consumir grasas, azúcares, bollería y dedica a comer mucha más fruta y verdura. Esto hará que la acumulación de sarro en tus dientes disminuya.

3.- Debemos también dejar de consumir ciertos «vicios» poco o nada saludables como son el fumar, el café, té…

Aunque el ph de nuestra boca también influye bastante en la creación de sarro, te vamos a explicar unos remedios «casero-naturales» para prevenirlo y remediarlo:

1.- Para prevenir, remediar y eliminar la aparición de sarro puedes utilizar bicarbonato sódico aplicado con agua a tu cepillo de dientes. Te cepillas como lo haces normalmente y te enjuagas. También puedes añadir una pizca de sal.

2.- Comer cualquier pieza de fruta blanca como pueda ser la manzana, pera, melón… te va a ayudar a mantener los dientes limpios después de las comidas. De esta manera evitarás la aparición del dichoso sarro, mantendrás tus dientes limpios y unas encías sanas y libres de sangrado.

3.- Las frutas con vitamina c cítricas te van a ayudar a que la placa bacteriana no crezca en la superficie del diente y por consiguiente tarde más en aparecer el sarro. Si frotas la cáscara de un limón por la superficie de tus dientes, notarás el resultado. Justo después no es aconsejable cepillarse los dientes porque arrastraríamos el esmalte dental.

4.- Por último, el remedio casero de las semillas de sésamo. Mastica bien media cucharilla de semillas de sésamo sin tragártelas y a continuación cepíllate los dientes. Las semillas ayudarán a pulir tus dientes y prevendrán la aparición de sarro.

Prueba estos consejos, o si lo prefieres, ponte en contacto con nosotros para consultarnos o pedir cita llamándonos al 958 25 00 00 o bien on-line haciendo click aquí. Recuerda que en Dentaden… #somosdentistas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *