¿Cuáles son los errores frecuentes del cepillado dental?

Si quieres mantener siempre sanos tus dientes y encías evita cometer los errores habituales en el cepillado dental, conseguirás mayor eficacia y una sonrisa ideal.

Buenas razones para evitar los errores más comunes al cepillarte

Sabemos que el cepillado es clave para una salud oral adecuada y desde los filamentos del cepillo, hasta el hilo dental son necesarios para llegar a los rincones difíciles, consiguiendo eliminar la placa bacteriana.

Siempre será importante aplicar las técnicas que complementan la limpieza diaria, utilizando correctamente el cepillo en los espacios interdentales y la línea de las encías.

Para conseguir el cepillado dental perfecto los estudios han demostrado que el cepillo eléctrico es más eficaz, aunque lo fundamental será escoger el más cómodo que puede ser manual si prefieres.

Sin embargo, uno de los errores está en la reposición cada 3 meses del cepillo y en los modelos de cepillos eléctricos cambiar el cabezal. Cuando observas abiertos los filamentos es el momento de reponer por otro nuevo, ante el desgaste por el uso y el tiempo.

Como error común la elección de la pasta dental puede complicarse con la gran diversidad que existe en el mercado actual. Para acertar, consulta a nuestros dentistas, principalmente si son sensibles tus dientes para mejorar la salud bucodental con la pasta específica. Y, recomendamos la pasta con flúor en personas con dientes sanos.

También, realizando las técnicas de cepillado se observan errores en los movimientos verticales que conviene que sean suaves, así limpiarás los surcos gingivales y no dañarás el esmalte.

En cuanto al momento y duración hay varios errores, debido a los mitos que deben desterrarse con los consejos de profesionales con experiencia. Muchos odontólogos, recomiendan esperar 20 minutos para la higiene bucodental con el objetivo de eliminar el sarro o bacterias y cepillar como mínimo dos minutos.

Limpiar con insistencia las zonas difíciles de cada diente con más tiempo y la lengua es un método eficaz para evitar los errores más graves. No olvides higienizar la superficie lingual para evitar la halitosis y acumulación de biofilm entre encías y dientes.

Claves del cepillado de dientes

La buena salud de tu dentadura requiere controlar bien el cepillado dental, siguiendo estos consejos:

  • Lavar bien y secar después de usar el cepillo.
  • Cepillar los dientes después de cada comida, eliminando restos y acumulación de sarro, como mínimo 3 veces por día.
  • Aplicar las técnicas recomendadas sin dejar las zonas principales para limpiar, colocando en posición horizontal el cepillo con inclinación de 45º sobre las piezas dentales.
  • Realizar movimientos hacia arriba y abajo en forma vertical, repitiendo en la zona interior de las estructuras.
  • Cepillar con movimientos firmes, pero siempre suaves para no dañar las encías.
  • Repetir las maniobras en la mitad del arco superior y los tres segmentos de toda la dentadura.
  • Desarrollar el cepillado dental en 3 minutos.
  • Llevar a cabo movimientos horizontales en el área de masticación con movimientos cortos y efectuarlo de atrás hacia delante.
  • Finalizar con la limpieza de la lengua.
  • Enjuagar para eliminar los restos de pasta dental, pero facilitando el deposito del flúor que permanecerá en el esmalte de tus dientes.
  • Pasar el hilo dental por todos los espacios y asegurar la eliminación de restos alimentarios.
  • Cambiar periódicamente el cepillo ante el desgaste de los filamentos.

Ante posibles sangrados de tus encías, no dudes en consultar con nuestros especialistas, porque deberán valorar enfermedades periodontales como la gingivitis, entre otras.

Siguiendo estas pautas podrás realizar un correcto cepillado y conservar el buen estado de tus dientes. ¡Realiza un método eficaz para acertar en tu higiene dental, evitando cometer los errores frecuentes del cepillado!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *